El problema de la contaminación por arsénico en nuestro país

Entrevista con la Dra. Marta Litter, investigadora del 3iA y de la Comisión Nacional de Energía Atómica, a cargo del proyecto sobre Remoción de arsénico, plomo y uranio mediante Procesos de Oxidación Avanzada. Cuáles son las tecnologías de última generación que estudian, cómo funcionan dichos procesos y las mejores perspectivas para la salud de los más de 4 millones de argentinos que están expuestos al consumo de agua contaminada con arsénico.

La Dra. Marta Litter es una de las principales referentes en la problemática de la contaminación de agua por arsénico en nuestro país, que es un tema trascendente de salud pública a nivel mundial debido al poder carcinógeno y neurotóxico de este contaminante. A través de su ingesta por el agua el arsénico ingresa al organismo y se deposita en hígado, riñones, corazón, pulmones y piel. También pasa a la placenta y provoca daño al feto. Desde luego, la pobreza estructural, la falta de cloacas y agua potable, agrava el problema de contaminación cuya causa principal, en este caso, es la naturaleza.

Info 3iA – ¿En qué consiste el proyecto de Remoción de arsénico, plomo y uranio mediante Procesos de Oxidación Avanzada?

Dra. Marta Litter – Lo que hacemos es investigar desde un punto de vista básico. El trabajo que hacemos acá es de laboratorio, con muestras que contengan esos metales o metaloides – arsénico, plomo y uranio-. Hay una primera etapa, que es ensayar lo mismo, pero con muestras reales de algún curso de agua o de efluente industrial que sabemos que contienen esos contaminantes, pero está la segunda etapa que es la de la escala piloto, es decir construir un reactor, para que pueda tratar más volumen y ver cómo funciona. Normalmente ese proceso no es directo, es decir lo que vos haces en el laboratorio puede o no tener el mismo rendimiento en escala piloto. En nuestros procesos creemos que si, lo que pasa que todavía estamos un poco lejos de eso.

Info 3iA – ¿Cuáles son las tecnologías en la que están trabajando y cómo funcionan?

M. L. – Nosotros trabajamos en la remoción de arsénico por varios métodos que son innovadores; genéricamente se llaman tecnologías avanzadas de oxidación, pero no solo oxidan sino que también reducen. Entre estas tecnologías están: la fotocatálisis heterogénea, que usa un reactivo que es el dióxido de titanio, que es económico, no tóxico, y se utiliza en pantallas solares, jugos de fruta, cosméticos, etc. “Es casi mágico”, porque es capaz de remover un montón de sustancias tanto orgánicas, pesticidas organoclorados y metales y metaloides como el arsénico; el foto-Fenton, con el cual estamos haciendo otras cosas por fuera del proyecto, y el hierro cerovalente, que también es reductor; por ejemplo, si tenés plomo en el agua te lo reduce de plomo 2 a plomo 0, porque lo que hace es separarlo del agua. Últimamente también estamos trabajando en nano hierro.

Info 3iA – ¿Por qué son importantes estas investigaciones?

M.L. – Porque el arsénico es un problema de salud en nuestro país muy grave que afecta a cerca de 4 millones de personas que consumen agua con concentraciones de arsénico superiores a 10 μg/L-1 (límite de tolerancia recomendado por la Organización Mundial de la Salud y adoptado en 2007 por el Código Alimentario Argentino). 10 microgramos por litro es el máximo permitido para agua potable; en algunas poblaciones se llegó a medir 14 o 15 mil por litro – en un punto en Santiago del Estero-. Pero el promedio está en algo más de 200. 

Info 3iA – ¿Qué riesgos para la salud implica?

M.L. – Estas personas están en riesgo de contraer enfermedades relacionadas con la ingestión prolongada de dichas aguas, especialmente el hidroarsenicismo crónico regional endémico (HACRE), que provoca lesiones y enfermedades en la piel, manchas negras palmo plantares, que pueden derivar e cáncer de piel y de órganos internos. Además hipertensión, diabetes y neuropatías, entre otras. El problema en Argentina es que este contaminante es natural, porque se encuentra en las aguas subterráneas. Esto sucede en el 90% de la contaminación mundial por arsénico, también de de origen natural.

Info 3iA – ¿Cómo llega el arsénico a esas aguas subterráneas?

M.L. – El arsénico forma parte de rocas que sufren la erosión del paso del agua, y que por efecto de otras sustancias químicas, o a causa de bacterias, empieza a disolverse en el agua.

Info 3iA – ¿Por ejemplo?

M.L. – En la provincia de Buenos Aires hay dos aspectos de la contaminación, por un lado los agroquímicos, que aparentemente algunos utilizan arsénico; y por otro lado el tema de los nitratos, porque cuando se sacaba agua para tomar de las napas de los pozos más cercanos a la superficie no había problemas de arsénico, pero al empezar el problema de los nitratos por la contaminación antrópica sanitaria, se empezó a ir más abajo para sacar agua y ahí apareció el arsénico, porque estaba en el agua subterránea de forma natural.

Info 3iA – ¿En qué regiones está presente el arsénico en nuestro país?

M.L. – En toda la llanura Chaco pampeana, todo el NEA – noreste argentino- incluyendo Chaco, en Formosa no hay estudios, porque es muy pobre, pero si hay en Chaco hay en Formosa, Córdoba, Santiago del Estero, Tucumán, Santa Fe, provincia de Buenos Aires, y La Pampa fundamentalmente.

Info 3iA – ¿Cuál es el vínculo entre contaminación por arsénico y pobreza?

M.L. – Mucha, porque el problema más grave se da en las zonas pobres en las poblaciones aisladas, donde no hay distribución de agua potable. En general son asentamientos rurales donde la gente está dispersa y tienen que tomar agua de pozo. Otro problema que es más ignorado todavía se da en asentamientos urbanos periféricos o periurbanos, como por ejemplo en la cuenca Matanza – Riachuelo, donde ahí no hay niveles tan altos de arsénico, pero hay niveles por arriba de la norma. Para mi el Estado debe proveer agua potable a toda la población, por más que sean asentamientos o poblaciones dispersas, a través del método más conveniente para cada caso. Hablamos de que la gente no se enferme.

Info 3iA – ¿Cómo se tratan los residuos de arsénico una vez fuera del agua?

M. L. – Es más sencillo tener el arsénico como desecho que móvil en el agua, porque una vez que lo extraes vas a tener un residuo sólido que no llega siquiera a ser un residuo peligroso, y lo podes tratar como cualquier residuo sólido. Se puede cementar, por ejemplo.

El equipo
Integrantes: Silvia Farías (CNEA), Eduardo Gautier (CNEA), María Eugenia Morgada de Boggie Jorge M. Meichtry (CONICET), Emmanuel de la Fournière (CONICET), Natalia Quici (integrante externa, Universidad de Nottingham), Paola A. Babay (CNEA), Diana J. Rodríguez (UNLU), Miguel Mateu (Min de Medio Ambiente), Yamila Morisio (CNEA), Leonardo Murruni (SEGEMAR).

Responsable: Dra. Marta Litter
FUENTE: Boletín UNSAM  3iA Nro 15. ( agosto 2010)

SABER MAS ACERCA DE La problemática del arsénico en Argentina (HACRE)

Anuncios