A 4 AÑOS DEL ACCIDENTE INDUSTRIAL MAYOR DEL 25 F 2004. TERRATOX PERSISTE EN SUS RECLAMOS.
PETICIÓN DE ENERO 2008 REFERIDA A: ZONA JOHNSON (P. PODESTÁ Y ALREDEDORES)

1. QUE EL GOBIERNO PROVINCIAL SE DECIDA A INSTITUIR EL PROCESO APELL EN LA ZONA JOHNSON.

1.1 LA URGENCIA DE APLICAR UN PROCESO APELL EN ZONA JOHNSON.

Mientras que el Estado de la Provincia de Bs.As. no sea proactivo en el sentido de implementar el Proceso Apell estará dejando en desamparo ambiental a toda una población que habita en torno de la Planta. El problema es que si en Planta Podestá de S.C. Johnson & Son repite otro accidente industrial mayor -definido como “Suceso inesperado y súbito (en particular, emisión, incendio o explosión importante), resultante de acontecimientos anormales durante una actividad industrial, que supone un peligro grave para los trabajadores, la población o el medio ambiente, sea inminente o no, dentro o fuera de la instalación, y en el que intervienen una o más sustancias peligrosas”(*)– la población volvería a quedar expuesta, en todo sentido, por falta de la instrumentación de mecanismos que permitan reducir al mínimo las consecuencias.

Nota (*) Ver: Definiciones, en “Prevención de accidentes industriales mayores”; Repertorio de recomendaciones prácticas de la OIT; Contribución de la OIT al Programa Internacional PNUMA/OIT/OMS de Seguridad en las Sustancias Químicas (IPCS) Oficina Internacional del Trabajo Ginebra Organización Internacional del Trabajo 1991 Primera edición 1991.

El comunicado de la SPA acerca del CAA no indica una fecha concreta de finalización de actividades en planta Podestá de S.C. Johnson.

Cualquiera sea el tiempo que eso le lleve a la empresa es, todo, tiempo de desamparo porque en la zona, entre las muchas cosas que faltan, se carece de Plan de Emergencia Exterior.

Expresado en otros términos: Cualquiera fuera el tiempo que demore S.C. Johnson en desactivar íntegra y definitivamente la planta Podestá significa tiempo de abandono. El tiempo de abandono se está construyendo y materializando mientras el estado provincial omite instaurar un plan de emergencia exterior, a pesar de existir pleno conocimiento de que ese plan (dado los antecedentes oscuros y graves de ese establecimiento peligroso) además de necesario es vital para la vida y la seguridad de las personas, la salud, el medio ambiente y las propiedades en la zona.

Súmese a ese contexto de mal agüero que en la normativa provincial no se ha institucionalizado la Evaluación de Riesgo Tecnológico. En el territorio de la provincia de Buenos Aires, mediante la Ley N° 11.459 y su Decreto Reglamentario Nº 1.741/96 se norma la Evaluación de Impacto Ambiental y la Auditoria Ambiental para el ámbito industrial. Sin embargo, estas herramientas de gestión ambiental, hoy habituales, no contemplan una evaluación (ni cuantitativa, ni cualitativa) del riesgo, ni permiten discernir las consecuencias para el entorno, más allá del precinto estricto de una determinada actividad industrial (Según gacetilla de Prensa de la entonces SPA, octubre de 2007 en ocasión del Seminario Internacional de Evaluación de Riesgo Tecnológico .

Como dato sugestivo y hasta irónico en medio de este cuadro, repárese en el siguiente hecho:

La anterior administración ambiental bonaerense publicó que se otorga el CAA después “de 2 años de trabajos conjuntos” (es decir, gobierno y Johnson & Son). Coincidencia temporal con los dos años transcurridos desde que la secretaria Suárez Arocena durante su visita a la zona Johnson (entorno de Planta Podestá de S.C. Jonson & Son) se comprometió personalmente, ante vecinos y TERRATOX, a implementar un plan de emergencia exterior, entre otras cosas. Y después de esa promesa, no hubo con los vecinos ningún trabajo conjunto y sólo conocimos su anuncio de otorgamiento del CAA, cuando se esperaba otra cosa.

1.2 EL MOMENTO DE LAS DECISIONES.

En consecuencia, para TERRATOX y la comunidad de Pablo Podestá y alrededores, es imprescindible conocer si la Directora Ejecutiva del OPDS asumirá ahora mismo la responsabilidad de generar el Proceso Apell en torno a esa Planta.

¿Qué Chief Executive Officer en Johnson & Son pondrá su firma para garantizar “Cero Accidente” en Planta Podestá desde ahora hasta que la Planta se vaya? Ninguno, probablemente. Por lógica: La empresa no está obligada a transformarse en iniciadora o artífice de un Proceso Apell por qué eso es algo que le compete al Estado.

Probablemente tampoco será Ud, Sra Directora Ejecutiva del OPDS quien se anime a poner su firma para garantizar la “Seguridad 100 %” en Planta Podestá desde hoy y hasta que la multinacional libere a Pablo Podestá de su funesta presencia.

¿Existe esa necesaria y suficiente proactividad de parte del OPDS y la administración del Sr. Gobernador Daniel Scioli para poder aplicar en esa zona y por causa de esa empresa lo que constituye el más elemental mecanismo de resguardo consistente en un Proceso de concientización y preparación para emergencias a nivel local dirigido a la población en torno a Planta Podestá de S.C. Johnson & Son?.
Sra Directora Ejecutiva del OPDS: Ud. no puede saber cuántos accidentes industriales mayores pueden ocurrir hasta que S.C. Johnson cierre Planta Podestá. Sin embargo, tiene Ud. a su disposición material ilustrativo de lo que fueron los accidentes industriales de magnitud en ese establecimiento y, por lo tanto, puede imaginárselo.

Está en sus manos poner en marcha el Proceso Apell en la Zona Johnson.

Quedan otras cuestiones a desarrollar sobre el tema Johnson & Son. Este es la más inmediata por un simple instinto de supervivencia.

Tenga presente que estarían dadas las condiciones para que en un hipotético nuevo accidente industrial mayor en esa instalación se produzca el efecto dominó debido a la cercanía de otros establecimientos industriales categorizados como peligrosos.

Pero no olvide que APELL puede y debe ser aplicado allí porque desgraciadamente todavía no ocurrió lo peor.

Anuncios